Bruselas día uno

12 10 2009

No tengo muy claro si hoy es día uno o si es un día diez, el caso es que es mi primer día en la capital de Europa en esta nueva etapa. Tengo que contarle a María Ángeles que me ha dado por seguir los pasos de su José Félix, seguramente porque es de los pocos a los que podría seguir los pasos y dormir tranquilo, y porque echo mucho de menos sus historias y su pasión a la hora de defender las cosas en las que creía.

Es fiesta nacional en España. Escucho dentro de mi cabeza los acordes de la canción de George Brassens y reconozco que me gusta más que la versión de Loquillo, aunque José María sepa expresar perfectamente lo que siento. La paradoja es grande: vivo el día de exaltación nacional en el corazón de Europa, en el lugar en el que, se supone, los sentimientos nacionales dejan paso a una identidad común europea. Para ello, lo más importante no es el Tratado de Lisboa (a ver si dejan de joder los checos), sino tener una selección de fútbol europea en la que jueguen juntos Cristiano Ronaldo, Xavi, Gerrard, Ibrahimovic y Totti. Nada une tanto como el fútbol: que se lo pregunten a los españoles… Se me ocurre que mi jefe se podría hacer famoso utilizando el minutazo de Estrasburgo para pedir formalmente la creación de una selección europea de fútbol. Aunque también se me ocurre que mi jefe me paga para que le proponga cosas bastante menos infumables.

Hace frío en Bruselas. La recordaba así, tan fría y lluviosa (ahora no llueve). La última que estuve, también por trabajo, hacía el mismo frío y la misma lluvia (ahora no llueve). La última vez que estuve recuerdo que acabé en un bar en el que la tradición obligaba a bailar encima de las mesas; no, eso no formaba parte del trabajo, pero en Bruselas también hay hueco para divertirse un poco.

Me gusta comer solo. Me gusta mucho comer solo. Me da tiempo a todo: saborear la comida, mirar a la gente, a los camareros, escuchar palabras sueltas y alguna frase completa e incluso escribir; me gusta comer solo y justo ahora me imagino sentado en un restaurante enfrente de la Gare du Nord de París. Se podría llamar Terminus Nord y supongo que sería un restaurante precioso, a la manera en que son así los restaurantes parisinos, con su sobriedad de anticuario, con su servicio de excelencia, con su vino, que ahora es lo que más me importa: el vino, el vino rojo de esta Francia que, como París, no se acaba nunca.

Yo no soy Oliveira ni tú eres la Maga, pero a ratos, sólo a ratos, pienso que me hubiera gustado que lo fuéramos, que lo hubiéramos sido, y asomarme viniendo por la Rue de Seine, al arco que da al Quai de Conti, y apenas la luz de ceniza y oliva que flota sobre el río me dejaba distinguir las formas, ya tu silueta delgada se inscribía en el Port des Arts, nos íbamos por allí a la caza de sombras, a comer papas fritas al Fauborg St. Denis, a besarnos junto a las barcazas del canal Saint Martin.

Anuncios

Acciones

Information

8 responses

12 10 2009
Oscar Sin Nick

Te has pirado a Bruselas?

12 10 2009
Raúl Gil

Hola Óscar:
No exactamente. He dejado el PCTCAN y estoy trabajando para Ricardo Cortés. Esta semana me toca Bruselas, pero buena parte del tiempo estaré por Cantabria que hay que seguir acercando la cosa europea a la tierruca…

12 10 2009
Pepe Pimentel

Tienes razón en que nada une más que el fútbol. Por algo es Del Bosque el rostro de la campaña de la fiesta nacional de este año:

13 10 2009
Paco V

Raúl

Contaba contigo como espectador para la Muestra Internacional de Teatro Contemporáneo de este año; la 20 edición, muy potente. Te mandé cosas a tus correos. ¿Llegaron? En caso negativo, dime tu correo bueno. Y, ante todo, mucha suerte en tu nuevo destino. Paco

13 10 2009
Raúl Gil

Paco!! No faltaré a la Muestra! Espero tener un rato mañana para escribir un post como todos los años!!
Un abrazo!!

13 10 2009
Escéptico

Si quieres, un día nos tomamos un café o una copa y te comento algunos rincones de Bruselas, algunas excursiones que no puedes perderte. Al leerte he sentido alguna nostalgia de los años que pasé en Bruselas. Son muchos los recuerdos.
La Muestra internacional de teatro de este año tiene muy buena pinta, aunque me despista la dispersión de escenarios. Procuraré asistir. Es una de las expresiones culturales en Santander que merece la pena.

15 10 2009
Alicia

Hola Raúl,

Cualquier nuevo reto es excitante, mucha suerte en tu nueva andadura.

Guarda algún ratillo para darte un garbeo por la ruta del comic y saluda a Tintín de mi parte. No dejes de tomarte una cervecilla en la Poechenellekelder (cervecería artesana) entre el boulevard Adolph Max y la Rue Neuve (justo al lado del Manneken – Pis), acompáñala con unos taquitos de queso, uhnnnn. La Mort Subite también está genial, es otra cerve.

Mucha suerte, un beso y come muchos gofres!!!!

16 10 2009
Raúl Gil

Te llamo esta semana y tomamos algo en La Cachava!!

Gracias Alicia. Tomo nota!! Aunque lo de los gofres con calma 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: